Del chupinazo al «Pobre de mí», nueve días intensos con el toro como protagonista principal

por | 5 Jul 2016 | Temporada 2016

Un año más, del 6 al 14 de julio, Pamplona se viste de blanco y rojo para celebrar 9 días de fiesta dedicados a San Fermín, el patrón de Navarra junto a San Francisco Javier desde 1657. Según la leyenda, el santo fue degollado y de ahí que se luzca un pañuelo rojo anudado, desde que en la vísperas se lanza el chupinazo hasta que al anochecer del ultimo dí se entona el “Pobre de mí”

Estas fiestas  se remontan a las Edad Media, –cuando se celebraban el 10 de octubre en recuerdo de la entrada de San Fermín en Amiens– y ya en el siglo XIV se institucionalizan los encierros.   En realidad, originariamente el encierro  surge como una necesidad:  trasladar los toros desde extramuros de la ciudad hasta la plaza, para que pudieran ser toreados en la corrida de la tarde. La costumbre de los mozos de saltar al recorrido terminó por convertirse con el tiempo en el acto más importante de las fiestas de San Fermín. En la fórmula que hoy conocemos se formaliza en 1876 y desde 1922 transcurre por el recorrido actual.

El recorrido

Especialmente, a raíz de ofrecerse en directo por televisión, se hizo popular un prólogo que ya es obligado a cada encierro: la oración de los mozos pidiendo la protección del Santo, que tiene lugar ante la hornacina situada en la cuesta de Santo Domingo. Esta tradición comenzó en los Sanfermines de 1962 –aunque entonces no existía la actual hornicana– , de la mano de Jesús Ilundáin Zaragüeta, un pamplonés de 85 años y socio número 1 de la peña Los de Bronce, instituyendo desde entonces el cántico “A San Fermín pedimos….”.

A partir del primer cohete que e dispara a 8:00 horas se abre la puerta de los corralillos de Santo Domingo, donde se encuentra el ganado. Un segundo cohete anuncia que los toros han salido ya de los corrales, azuzados por los pastores.

El recorrido del encierro, que mide 848,6 m., se puede dividir en distintos tramos, cada uno de ellos con sus particularidades y características.

–Cuesta de Santo Domingo
El primer tramo es el de la cuesta de Santo Domingo, de 280 metros, caracterizado por una pendiente pronunciada donde los astados tienden a agruparse. Es el tramo más veloz y también peligroso por la fuerza con la que van los toros.

–Plaza Consistorial/Mercaderes
El segundo tramo corresponde a la plaza del Ayuntamiento y Mercaderes, de 100 metros de longitud. Se trata de la zona más amplia del recorrido.

–Curva de Mercaderes
La calle Mercaderes finaliza con una curva de 90 grados a la derecha. Esta curva es conocida porque en este lugar solían caerse la mayoría de los toros y las manadas se partían; esta circunstancia ahora se trata de paliar, utilizando un antideslizante en la calzada.

–Calle Estafeta
El siguiente tramo es el de la calle Estafeta, 304 metros de calle caracterizados por su estrechez y por la posibilidad que tienen los corredores de ponerse delante de los toros, ya más cansados. Es el tramo más popular y concurrido. Se divide en dos: Estafeta- Bajada de Javier, que tiene una pendiente ligera del 2%, y Bajada de Javier- Telefónica, donde la manada tiende a disgregarse.

–Curva de Telefónica
Antes de entrar en la plaza, la carrera discurre por la calle Duque de Ahumada, tramo conocido como ‘de Telefónica’. Es un tramo de 100 metros donde el recorrido se vuelve a ampliar y los toros frenan, en general, sus carreras.

–Callejón
El recorrido se vuelve a estrechar al llegar al callejón de la Plaza de Toros, tanto que en varias carreras se han creado montones debido a la aglomeración de corredores caídos. Los mozos pueden refugiarse en unas gateras colocadas en el callejón. Es un tramo descendente de 25 metros de longitud.

–Plaza de Toros
El encierro finaliza así en la Plaza de Toros, en la que los mozos entran en abanico y dejan paso a los toros para que enfilen a los corrales en línea recta, con la ayuda de los dobladores. Cuando todos los astados han llegado al coso suena el tercer cohete. Con el cuarto y último cohete, tras la entrada de todos los toros a los corralillos de la plaza, el encierro ha terminado.

Alrededor de 160 agentes de policía, 120 pertenecientes a la Policía Municipal de Pamplona, mantienen la seguridad en el recorrido durante el encierro, pero también antes: se encargan de retirar a a aquellas personas que debido a su estado de embriaguez, no se encuentran aptas para correr.

Sanitarios El dispositivo especial de atención a los heridos del encierro está formado por 16 puntos de socorro a pie de vallado, 12 de ellos medicalizados, uno cadxa aproximadamente cada 53 m. del recorrido.

Datos singulares

De acuerdo con los últimos datos, se estima que la edad media  del corredor es de 28 años y corre unos 100 metros; antes de empezar el encierro, los corredores alcanzan las 148 pulsaciones por minuto

Para correr en el encierro hay que tener una excelente preparación física. Por esta razón, los corredores habituales se cuidan y preparan diariamente para participar en la carrera. Viven las fiestas de otra manera, sin trasnochar y evitando los excesos. Entre semana, el encierro puede recibir alrededor de 2.000 corredores diarios, una cifra que llega casi a doblarse en los encierros de fin de semana.

En 2015, los encierros registraron un total de 41 corredores heridos, 6 menos que en 2014. De ellos, sólo 10 sufrieron heridas por asta de toro. El encierro más accidentado fue el del martes día 7, con un total de 11 heridos atendidos (3 de ellos por cornadas), seguido del sábado 11, con 9 heridos (4 por asta de toro). El viernes 10, ningún corredor del encierro tuvo que ser atendido en los servicios sanitarios.

ENCIERRO MÁS LARGO:
30 min (11 de julio de 1959). Un miura se rezagó y fue necesario recurrir a un perro para que mordiera al toro y consiguiera introducirlo en los corrales.

ENCIERROS MÁS TRÁGICOS:
10 de julio de 1947 y 13 de julio de 1980. ‘Semillero’ (de Carlos Urquijo) y ‘Antioquio’ (de Guardiola), respectivamente, mataron cada uno a dos mozos.

GANADERÍA MÁS PELIGROSA:
Guardiola Fantoni. 1 muerto en 1969 y 2 en 1980.

GANADERÍA MÁS VETERANA:
Miura. Este año 2016, los toros de Miura correrán su encierro número 35. Su comportamiento como ganadería siempre ha sido noble y resultaba la preferida para los encierros con multitudes como sábados y domingos. Sin embargo, ya no siempre es así, porque sin perder ni nobleza ni tamaño, en los últimos años estas reses han ganado en velocidad y peligrosidad. Los toros de Miura, desde 1980 a 2000, dieron una cornada sumando todos sus encierros. De 2000 a 2015, quince.

La Feria del Toro

Organizada desde hace más de medio siglo por la comisión taurina de La Casa de Misericordia, lleva más de medio siglo organizando esta Feria del Toro, del todo singular tanto por los criterios de selección que se sigue a la hora de elegir al ganado como a su propio desarrollo en el ruedo, condicionado en buena medida por el proceder de las Peñas que llenan los tendidos de sol. Pero la Feria pamplonesa mantiene una singularidad: es la única que se organiza con fines solidarios: todos los beneficios obtenidos de los diferentes actos programados están destinados a los ancianos atendidos en la propia Casa de Misericordia.

Antiguamente, las corridas de toros se celebraban en la Plaza del Castillo, con tableros como defensa y con los balcones de las viviendas como gradas. Conforme la asistencia de público fue creciendo, se tomaron cada vez más medidas de seguridad y se estudió la posibilidad de más espacio para los espectadores, con lo que resultó evidente la necesidad de un lugar más apropiado.

La primera plaza de toros de Pamplona se edificó en 1843, en terrenos cercanos a la Plaza del Castillo (lo que actualmente sería el comienzo de la avenida Carlos III), siempre dentro de la Pamplona amurallada de entonces. Tras un incendio ocurrido en 1921, se levantó una nueva plaza en un terreno cercano, que es la plaza de toros actual, inaugurada el 7 de julio de 1922. La construyó la Casa de la Misericordia de Pamplona, actual regente, en terrenos cedidos por el Ayuntamiento. En 1967 fue objeto de una importante obra de ampliación, que incrementó su aforo hasta las 19.500 localidades. Así, la Monumental de Pamplona es la segunda más grande de España y la cuarta del mundo, después de las plazas de México, Madrid y Nimes.

Los sanfermines en números

410 ACTOS. El programa oficial de San Fermín 2016 recoge 410 actos organizados por el Ayuntamiento de Pamplona. 67% musicales, 22% para público familiar e infantil, 6% mundo taurino, 1% otros.

1,4 MILLONES DE ESPECTADORES. Más de 1,4 millones de personas participaron en los actos del programa de los Sanfermines 2015.

2.000 MILLONES DE IMPACTOS en Twitter de los Sanfermines de 2015, con casi 250.000 tuits.

986.100 KILOS de vidrio y basura recogida por los servicios de limpieza en los espacios festivos en los Sanfermines de 2015.

450 PROFESIONALES acreditados para el encierro. Trabajan para 140 medios de comunicación procedentes de 20 países de todo el mundo.

16.629 CORREDORES participaron en los 8 encierros de San Fermín 2015. El encierro más multitudinario fue el del sábado 11 de julio, en el que corrieron 2.576 personas.
54% de los corredores del encierro fueron EXTRANJEROS. De los nacionales, un 10% son de Pamplona y otro 4% proceden del resto de Navarra.

10 HERIDOS por asta de toro. Los encierros de 2015 dejaron 10 heridos por asta de toro y 42 traslados hospitalarios.

9 SANCIONADOS en el encierro. Policía Municipal sancionó a 9 corredores del encierro por infracciones de la Ordenanza: 3 por usar medios de grabación, 1 por correr hacia las reses, 2 por citar al toro, 2 por tocar o agarrar a las reses y 1 por desbordar las barreras.

20.000 PERSONAS siguieron a la comparsa de gigantes y cabezudos cada día.

Apóyanos compartiendo este artículo:
Taurología

Taurología

Portal de actualidad, análisis y documentación sobre el Arte del Toreo. Premio de Comunicación 2011 por la Asociación Taurina Parlamentaria; el Primer Premio Blogosur 2014, al mejor portal sobre fiestas en Sevilla, y en 2016 con el VII Premio "Juan Ramón Ibarretxe. Bilbao y los Toros".

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.